Recordar a una madre fallecida en el Día de las Madres, es algo que todos hacemos cuando extrañamos enormemente su presencia. Muchas personas visitan la tumba de su madre, otros la recuerdan simplemente en sus corazones; pero algunos buscan alguna forma de homenajear ese día con dedicatorias especiales. Si este es tu caso, te invitamos a explorar esta lista de palabras para el día de las madres fallecidas. Algunos mensajes cortos, citas o poemas, pueden ser de gran inspiración.

Frases para el día de las madres fallecidas

Estas palabras para el día de las madres fallecidas, están llenas de encanto y verdadero amor. Es por ello que al leerlas, siempre llegarán directo al corazón.

  •  “Tus queridas palabras y tu protectora ternura me hizo la vida feliz. Hoy ahora no puedo verte, pero puedo sentirte y quiero darte las gracias por toda la felicidad que le has dado a mi ser.” ¡Te amo mami!
  • “Que estamos conectados por algo más que nuestros corazones, que estamos en la misma onda, eso es exactamente lo que supe cuando era niña. Hoy, como mujer, y ahora que no estás a mi lado, estoy convencido de ello. Te envío todo mi amor por el día de las madres”
  • “Pude aprender mucho de ti, me enseñaste cómo ver la vida, me diste consuelo y en ocasiones te reíste conmigo. No importa lo que pasara, siempre me apoyaste. Mi amor por ti seguirá intacto en la eternidad.”
  • “Gracias mamá por darme la vida, gracias por permitirme vivir una hermosa infancia. Gracias por tu risa siempre cálida y por tu ternura reconfortante. Me diste tanto en vida, y por eso hoy digo: ¡Gracias mamá por esta vida, te extraño tanto y te amo con el alma!”

Dedicatorias para el día de las madres fallecidas

Una madre es mucho más que la persona que nos dio la vida, siempre ha estado y permanecerá a nuestro lado. Dedícale estas bellas palabras para el día de las madres fallecidas, en un verso, un poema o una bella oración.

  • “¿Cómo podría estar muerta cuando puedo ver a través de tus ojos? ¿Cómo podrías estar muerta cuando puedo sentir con tu corazón? ¿Cómo podrías estar muerta con tu sangre corriendo por mis venas? El vínculo entre una madre y sus hijos nunca se rompe. Siempre permanece vivo.”
  • “Permanecemos conectados toda la vida porque la muerte no cambia eso. En tus últimas horas, tomé tu mano y el dolor desgarraba mi corazón, mi dolor se hacía infinito. Decir adiós fue muy difícil para mí, mamá, te quiero mucho. Te agradezco por todo el buen tiempo que vivimos, pero el camino por el que vas ahora es largo; es un amor sin fin.”
  • “Fuiste la primera persona en verme y has estado ahí para mí toda tu vida. Siempre pude rendirme en tus brazos y darte mi corazón. Ahora que te has ido, madre, rápidamente nos damos cuenta de que el maravilloso tiempo que compartimos contigo fue simplemente precioso.”
  • “Como un ángel, me cuidó con amor y con mucho cariño. Tuvo que dejarme muy temprano y ya no puedo ver la luz del sol. La vida se siente vacía. ¿Cómo puede ser eso posible? Tu calidez permanecerá y todo mi dolor pronto se disipará.”

Siempre es posible estar en contacto con una madre que se ha ido al cielo. El sentimiento de nuestros corazones siempre podrá expresarse mediante palabras para el día de las madres fallecidas, como las que te acabamos de mostrar.

Share and Enjoy !

0Shares
0 0
0Shares
0